La tecnología, me supera; la tradición, me arrolla.

Esta semana me han pasado dos cosas que me han hecho recapacitar, dos polos opuestos que parecían incompatibles y que ahora llegan de la mano.
La primera sorpresa me llega vía Twitter, la red social (que poco me gusta esa descripción) que he descubierto este año gracias al blog.

20110907-095910.jpg
Twitter no deja de darme sorpresas y ya van unas cuantas. Comentarios de gente anónima a la que probablemente nunca llegarás a conocer, amistades del ciberespacio que no por ello son menores, sino diferentes, posibilidad de hacer negocios o simple entretenimiento.
Un Twittero residente en Londres, me pide consejo sobre el marathon de Donosti, le mando un correo con mi opinión. Cuál es mi sorpresa cuando al leer su respuesta me cuenta que me sigue desde que me vio en el programa de @robinfood, que se apunta al marathon y que es el hijo de mi vecino Luis, el del primero D. Es cuando pienso que Internet es la hostia, que estas cosas antes no pasaban, y es que yo soy muy nuevo en esto, no paro de sorprenderme.

20110907-100159.jpg
La segunda me llega de forma más tradicional, de algo que casi tenemos olvidado y que me ha hecho una ilusión tremenda. Recibo una postal de Córcega, que me mandan Arianna y María (8 y 6 años respectivamente). Con su sello, los tachones, el escueto texto:
Fecha, saludo, comentario sobre el tiempo, despedida y firma.
Tan pequeño, tan sencillo, pero tan gratificante en estos tiempos que corren que, me superan. Y gracias a una postal que unas niñas escriben en Córcega, echan en un buzón y recibo en mi casa, me arrollan.

20110907-100327.jpg

Anuncios
Esta entrada fue publicada en La vida. Guarda el enlace permanente.

6 respuestas a La tecnología, me supera; la tradición, me arrolla.

  1. isarodca dijo:

    Que sepas que yo aun mando postales, es algo que me gusta y me recuerda los tiempos en que enviaba cartas. A quien no le hace ilusión recibir una postal de una amig@? es algo inesperado, que no sabes cuando va a llegar, no como el mail, que estamos acostumbrados a mirarlo todos los dias. Hoy justamente voy a echar dos postales que comrpe en verano para dos amigos, es una tradición, alli donde voy de vacaciones compro dos postales y se las mando, pero con tanto ajetreo de verano se me ha pasado mandarlas, ajjajaja. Un besazo primito. Para que veas que aun que sea jovencita, sigo manteniendo esas cosas de no hace muchos años.

  2. sienting dijo:

    A nosotros también nos mandan postales, bueno a nosotros no, a mis hijas algunas de sus amigas siempre les mandan postales cuando se van de vacaciones y sobre todo en Navidad. Pero yo como soy un desastre, nunca mando ninguna, las compro, pero luego no las mando, tengo un cajón lleno de postales de navidad sin enviar, no sé como todavía seguimos recibiendo

  3. Marialuisa dijo:

    Y tanto que las redes sorprenden….pero estas cosas ya pasaban antes Loren. Yo escribí hace tiempo un post sobre una amiga en Sudafrica, escribió a la empresa de mi aitá, empezamos a escribirnos….y nos pudimos conocer 35 años mas tarde, despues de haber compartido bodas, bautizos, funerales y demás, toda una vida…..no sabíamos ni como era el tono de voz de cada una……..y no existía internet, pero si gente con ganas de escribir. Lo que vulgarmente se llamaba, (digo vulgarmente ahora) a penpal.
    Un besito….
    Marialuisa

  4. MartaLianta dijo:

    Te ha llegado!
    Qué tal tus tortillas (??!!!) ja ja ja ja… eeeeee….
    Pero qué ricas son estas gamberritas!

  5. Espectacular, estoy de acuerdo. Un abrazo y nos vemos en Noviembre!

  6. Pingback: Trofiette al Pesto. | LORENTZERO

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s